La Quinta Columna informa sobre el óxido de grafeno y peligros de las antenas 5G en Dirección Correcta

June 18, 2021


El pasado jueves 17 de junio, Jorge Osorio en Dirección Correcta, programa de la radio chilena El Mirador del Gallo, entrevistó a La Quinta Columna en relación a sus investigaciones sobre el verdadero contenido de los viales de vacunación y sobre el componente que estaría causando el efecto pseudo-magnético y secundarios varios en la población mundial: el óxido de grafeno.


Dentro de las preguntas realizadas a La Quinta Columna, Orwell City destaca tres para todos sus lectores, ya que ayudan a tomar consciencia la gravedad de la situación a la que la humanidad se está enfrentando desde que empezaron las campañas de vacunación masiva. 

Link: Rumble

Jorge (Dirección Correcta): Están irradiando algo, es lo que yo podría concluir yo sin ser profesional de la salud, algo están irradiando. ¿Hay algún riesgo, Ricardo, para la persona sana, por ejemplo? ¿Algo que pueda transmitir derechamente?

Ricardo Delgado: El riesgo de estar inoculado, de ser ese nanomaterial de grafeno ya tiene una citotoxicidad por sí misma. Pero en sinergia interacción con estos campos electromagnéticos externos, la famosa antena de radiofrecuencia y determinadas frecuencias de emisión se multiplica, porque precisamente el óxido de grafeno actúa como un multiplicador de frecuencias, concretamente de microondas. Es decir, la persona se convierte en una súper conductora. 

Es como si un imán interactuara con otro. Digamos que están marcados, tal cual: una persona va a tomar el sol a la playa, que en este caso recibe la radiación ultravioleta, pero ellos ahora están "engrafenados" o marcados como si una persona que toma el sol lo hiciera embadurnado en alcohol. Lógicamente, va a sorber mucho más la dosis de radiación. En este caso, de radiación ultravioleta del sol. Desde el punto de vista de una supuesta "transmisión", que es lo que la versión oficial hablaría —del mito del contagio—, estaríamos hablando de una inducción electromagnética. 

Al parecer hay personas que, por ejemplo, especialmente mujeres que amamantan a sus hijos, han visto que después de ellas tener esa propiedad magnética cuando besan al niño la frente, pues durante un tiempo parece que esa imantación queda la frente del niño. Eso hemos visto en muchos casos. No tantos, pero muchos. Pero, al parecer, también esa imantación va desapareciendo con el tiempo. 

Yo pienso que es un fenómeno de inducción electromagnética, al igual que cuando tenemos un núcleo ferroso y le pasamos un imán durante mucho tiempo queda imantado durante un tiempo determinado. No obstante, pienso que los que los inoculados, los vacunados —para que nos entendamos—, presentan esa característica de forma más duradera en el tiempo. Sospechamos que esta imantación (y por tanto ese nanomaterial introducido), va perdiendo su capacidad a lo largo del tiempo y es probable, por eso, que les quieren presentar hasta tres y cuatro dosis al año. 

Hoy precisamente me pasaba una fotografía el Dr. José Luis Sevillano, donde presentan la supuesta eficacia duradera en el tiempo de las vacunas, y escasamente son tres meses y al menos unas seis, me parece. Es decir, vacunar a toda la población mundial de algo que realmente no evita el supuesto contagio a niños, ancianos, adultos, todo tipo de colectivos con este tipo de vacuna y hacerlo de forma paulatina y sistemática, compulsivamente cada tres o cuatro meses, pues una auténtica burrada, una barbarie. Además, viendo la casuística que estamos viendo de esa anomalía magnética, aparte de infinidad de trombos, coágulos, edema, infarto de miocarditis y muertes súbitas.


Link: Rumble

Jorge (Dirección Correcta): Ricardo, ¿hay alguna —de la todas las vacunas existentes—, hay alguna que produzca efectos, digamos, más nocivos o son todas iguales? ¿Todas están produciendo lo mismo? Porque algo me decías al comienzo de AstraZeneca. Tú mencionaste a AstraZeneca, ¿no?

Ricardo Delgado: Sí. de AstraZeneca. Yo creo que —desde mi punto de vista—, yo creo que también ha sido una especie de estrategia comercial, de marketing. Es decir, sacrificar a un peón para que la reina avance de alguna forma, que puede ser Pfizer o cualquier otra. Yo creo que lo que han ido haciendo en el tiempo —y está en mi opinión—, es ir ajustando la dosis de ese nanomaterial introducido. Se ve que quizás en la de AstraZeneca se les fue un poco la mano y generó más trombos que de costumbre, pero también hemos tenido trombos en todas. 

Hoy el Dr. Sucharit Bhakdi hablaba de coagulación. El cien por cien de los vacunados presenta coagulación —y que era un vídeo que íbamos a ver en el directo de antes, pero no hemos tenido tiempo. Es decir, que hay reducción plaquetaria, también. Ese es uno de los efectos de la vacuna y, además, es una de la sintomatología de citotoxicidad precisamente del óxido de grafeno reducido. 

Por eso decimos, nosotros lo tenemos muy claro, lo tenemos clarísimo. La importancia de esto, con independencia de que lo tengamos claro con distintos niveles de conocimiento, aquellas personas que nos están escuchando, es importante, extremadamente urgente, que si presentan magnetismo no es nada gracioso. Es muy importante y sobretodo alarmante porque no son conscientes o normalmente se suele ser ignorante de que esa anomalía frente a un mundo donde estamos viviendo y que están proliferando cada vez más antenas de radiofrecuencia, eso tiene una interacción letal, tiene una interacción letal.

Recuerden todos que durante la pandemia todos los negocios se cerraron. El turismo —que España vive prácticamente de este sector—, pues se cerró. Es decir, había gente que incluso se suicidaba, se multiplicó el índice de suicidios en España y en otros países por tres. En Francia por seis. Sin embargo, lo que no se dejó de hacer nunca es poner estas antenas. 

Los antenitas trabajaban hasta altas altas horas de la madrugada. Es decir, a lo largo de la pandemia se ha seguido la introducción de la tecnología 5G, como si formara parte de la hoja de ruta de la agenda 20/30: introducción de la inteligencia artificial, desarrollo sostenible de la sociedad —que a mí cada vez me da más miedo eso de "sostenible", porque todo se puede sostener a base de recortar también—, e implementación de la tecnología 5G. Esas son las tres hojas de ruta básicas de la agenda 20/30. Y eso es lo que estamos viendo: que todo avanza y además avanza a un ritmo vertiginoso, aprovechando la coyuntura de la enfermedad de moda. Y cuando nos demos cuenta, estamos metidos en un infierno. De hecho estamos ya.


Link: Rumble

Jorge (Dirección Correcta): Hay personas, por ejemplo, a las que les ponen el celular cerca del lugar donde han sido vacunados y les aparece un código vía Bluetooth. Yo no sé si eso es "fake news" o algo que está comprobado, Dr. Sevillano. 

Dr. José Luis Sevillano: No nos hemos inclinado excesivamente en ese tema porque ya tenemos bastante con esto, ¿no? Pero no sería raro. Tenga en cuenta que todo lo que manda una señal a eso de ahí, eso de ahí se la devuelve. Se la devuelve y no sabemos ni siquiera si a lo mejor va algún tipo de tecnología un poquito más puntera, además del grafeno, justo para identificarte. Es que no lo sabemos. Una vez que pueda ser que te han metido grafeno, ¿por no qué te van a meter otra cosa para identifícate? Es un sueño del Bill Gates, además, que lo ha dicho: identificar a todo el mundo, a todo habitante del planeta. Es decir, identificarte quiere decir que tienes un código; que por donde pases saben si estás vacunado, si no qué edad tienes, qué lo que haces, qué es lo que piensas y, eso es un sueño para ellos. 

Pero no es una cosa que nos haya preocupado excesivamente. Nos ha preocupado sobre todo, aparte los vacunados, la cantidad de gente que no está vacunada y que tiene eso, y que no ha llevado mascarillas y que no se ha hecho tests PCR y está también y magnetizada o pseudo-magnetizada. Eso sí que nos ha llamado mucho la atención, porque entonces quiero decir que esto empezó antes. Ya empezó antes. 

¡Pero esto es una pesadilla! Por eso digo que la prioridad ahora mismo es denunciar. 

Ya les gustaría a ellos mucho que nosotros buscásemos todo nuestro interés en venderles lo del grafeno, que el grafeno, etcétera. Te van a llamar por todos lados, loco. ¿Por qué? Porque lo del grafeno a la gente le resbala. Es una cosa que la mayoría de la gente tiene su oficio y ya está y punto. Pero hay algo que no les resbala, y es que se tienen que acostar con un brazo magnético porque lo han vacunado. Por eso nuestro trabajo es doble. 

Lo vuelvo a repetir. Por un lado: de denunciar que esto es un efecto secundario de una vacunación masiva inexplicable, no es un efecto normal, no es una mancha que te sale. No, no. Es algo que no es biológico, que es tecnológico pero no biotecnológico. Un efecto rarísimo en una vacunación masiva y del que las autoridades no dan explicación. Es gravísimo. Inmediatamente a denunciar. Inmediatamente. Inmediatamente. Ya sé yo que ellos no le van a dar importancia. Es más, se ríen de ti, te lo niegan. Por eso te llaman negacionista cuando son ellos los negacionistasniegan la evidencia. Una evidencia que está a la vista de millones de personas y ellos lo niegan. Fíjese si es grave el asunto. 

Los gobiernos se ponen de perfil, no dan la cara. Ya sabéis quienes son los voceros de los gobiernos: las televisiones. Y las televisiones, en lugar de colaborar con la gente para conducirlos en la buena vía: "Pues miren, si tienen una duda, vayan al médico. Que lo declaren, que tomen nota a ver si es grasa en la piel" —es lo que dicen ¿eh? Qué es grasa en la piel, "vayan a tal sitio que se quede esto claro, porque esto impacta negativamente la campaña de vacunación y hay que dejarlo claro lo antes posible.

Pues ni las televisiones mandan ese mensaje. Los gobiernos no abren la boca y se da uno cuenta de que esto es gravísimo. Por eso, como nadie coge aquí el relevo de las autoridades ni de los medios de comunicación que están prácticamente todos a vendidos y asalariados de los gobiernos, pues evidentemente nos toca a la gente de abajo reorganizarnos y defendernos. 

Y he dicho bien: defendernos, porque esa gente viene a por nuestra piel. En el momento en que no dan una explicación de por qué esos brazos han quedado magnetizados, quiere decir que no tienen buenas intenciones. Y ya haya grafeno o no haya grafeno, eso ya de por sí es gravísimo.

Si además queréis la explicación, la tenemos. Si además queréis que vayamos a algún debate con gente experta y tal, vamos. Ya nos han mandado varios expertos suyos: catedráticos de no se qué hablándonos del grafeno, a decirnos que el grafeno esto aquí y acá, y a todos los hemos destruido cuando se han puesto a hablar. Evidentemente mentían. Pero como ya hemos estudiado nosotros el tema, les hemos cerrado la boca rápido, y están ahora escondido por ahí para no dar la cara, claro. Todo aquel que nos mandan va liquidado. Por eso ya no mandan a nadie. Ya no mandan a nadie, lo que tratan es de intentar ridiculizar a la gente que denuncia, negarles la asistencia, reírse de ellos. Y esa es la la estrategia que llevan ahora. Por eso nosotros tenemos que reivindicar este fenómeno en los centros de salud, a sus médicos, en la colas de vacunación para que nos escuchen, que somos una humanidad a la cual se le aplica un ensayo clínico cuyos efectos indeseables extraños no están siendo recogidos. Y eso es denunciable, pero no a nivel de que me voy a un abogado. No, no. A las colas de vacunación y a los médicos para que paren ellos de vacunar. Es la única forma de que esto se pare.


Puedes ver la entrevista completa a través de los medios oficiales de Radio El Mirador del Gallo: Twitch y Facebook.

No te pierdas los programas diarios de La Quinta Columna y empieza a seguir al Dr. José Luis Sevillano y al bioestadístico Ricardo Delgado en sus canales de Telegram, Twitch, Instagram YouTube. Ayuda difundiendo sus investigaciones.

—Orwellito.


You Might Also Like

0 comments